, , , ,

Educación y motivación

2 dic. 2009 Leave a Comment

El domingo pasado estuve hablando con parte del curso de Educación 2.0 del Centro Internacional de Tecnologías Avanzadas organizado por David Vidal.

El guión de la entrevista pretendía que les hablase sobre mi visión de la Web 2.0 y de la Educación 2.0; que les comentase mis Siete Hipopótamos; que planteáramos retos para profesores, estudiantes e instituciones y, por si fuera poco, que acabásemos con The Personal Learning Environments. Pero de nuevo el reloj corrió más rápido de lo esperando y tuvimos que centrarnos en los dos primeros puntos. Aún así, se están generando comentarios muy interesantes de ese encuentro.

Para la educación 2.0 no es indispensable la tecnología. Es más, de nuevo, una cuestión de actitud y no una herramienta. Y es en esa actitud donde la motivación tiene un papel fundamental. Porque la motivación es la acción y el efecto de motivar, así que es cosa de todos, no sólo de "alumnos desmotivados" e imposibles de manejar.

Y si para motivar necesitamos invertir tiempo en nuestro curso, lo hacemos. Un alumno motivado rinde mil veces más, así que no es tiempo perdido. Sin olvidar que a desconocidos desmotivables es tarea ardua el motivarles, así que ¡a conocerles!. ¿Quién eres? ¿qué te gusta? ¿qué no te gusta? ¿qué haces fuera de aquí? No hablo únicamente del "día de presentación", no debería importar dedicarle más tiempo. Una semana, dos, tres, un mes (y, sin pasarse, obvio).

En la despedida volví a lo de "dejar de pensar en Excel". Y es que me refiero a que muchas veces seguimos pensando en casillas, desde la planificación del horario hasta la asimilación de conocimiento. Y deberíamos atrevernos a jugar más, sin perder rigurosidad, con casillas enlazadas, móviles, flexibles, superpuestas... O directamente romper las casillas de nuestra planificación mental:



Imagen de CONOCIENDO EL CONOCIMIENTO, de Nestor Alonso.

3 comentarios »

  • JT said:  

    Estoy muy de acuerdo contigo de que es cuestión de actidud y menos de herramientas.

    De hecho, leyendo un poco por encima los principios de esa "educación 2.0" me da la impresión de que la pedagogía Waldorf, con la que yo me eduqué parcialmente, los viene cumpliendo desde hace ya 90 años, y eso que es una pedagogía eminentemente analógica, en la que la tecnología se implanta según la edad en un paralelismo con el desarrollo de la humanidad (comenzamos usando piedras y ahora vamos por la nanotecnología). En lugar de edición de vídeos, blogs y fotografía digital, tienen huerta, talla de madera, escultura en bronce, costura y confección, dibujo, pintura, literatura, teatro, y luego sí, también tecnología, informática, etc. Y a buen nivel, conozco proyectos de alumnos que se construyeron una miniturbina a reacción, un coche solar, etc.

    Uno pasa por diferentes talleres en los que al final desarrolla aspectos de la personalidad y el conocimiento que me parecen similares en muchos casos a los que comentáis en plan "2.0".

    Muy interesante, sigue así :)

  • Jose Abellán said:  

    ¡Gracias Jorge por tu comentario y tu ánimo!

    Yo no tengo claro lo de la etiqueta "2.0", prefiero tomar como normal esa supuesta "segunda fase de algo" y a partir de ahí, a saltar y volteretear. Y que cada uno lo etiquete como quiera.

    ¡Sigamos!

  • silaro said:  

    hola primo, que tal?, me sorprende mucho las cosas que escribes y me alegro que me encontraras en el facebook, la verdad es que no conocia nada sobre esa educacion 2.0, a mi como profe me interesa todo lo que tenga que ver con la motivacion de los alumnos, leo con mucho atencion esto que escribes.
    un saludo
    antonio

  • Leave your response!